20 jun. 2014

Cine Quinqui en Putokrío

Imagen de "Cine Quinqui", en Putokrío
Hace cosa de un año, quizás algo más, me escribió un tal Jorge Riera para proponerme ilustrar una historieta que iba a ser parte de un cómic llamado Putokrío. Yo no tenía ni idea de quién era este hombre, pero nada más ojear el contenido de un par de enlaces a su trabajo acepté sin dudarlo. Las historias que narraba, unos vídeos oscurísimos y crepitantes que creo que ya no tiene en el blog... hicieron que me apeteciera muchísimo aportar mi granito de arena a ese universo autobiográfico, macarra y nerd a partes iguales. Bueno, eso y que participan varios dibujantes junto a los cuales es un honor ser publicado.

El asunto era el siguiente: Jorge Riera escribe las historias, hace los guiones y varios dibujantes plasman su visión del asunto. Cada relato narra un capítulo de la vida del propio Putokrío, que es el mismo Jorge Riera, de mano de un ilustrador diferente. Gente como Darío Adanti, Sergio Bleda, Mauro Entrialgo, Joaquín Aldeguer, Natacha Bustos, Miguel Ángel Martín, Carla Berrocal...

Yo cogí el tema con mucho miedo porque es la primera vez que hacía cómic (los cómics que dibujaba en clase con amigos y profesores no cuentan...) de forma oficial, y es algo que me da muchísimo respeto porque me parece complicadísimo que cada viñeta sea un pedazo de mundo. Por suerte, era una historia de dos páginas, aunque me costó bastante terminar cada escena. El hecho de que el libro entero estuviera limitado al blanco y negro me sirvió de bastante ayuda, pues por lo general compongo mejor y más rápido si no tengo que pensar en color, y el blanco y negro puros es algo que he trabajado mucho en otros momentos de mi vida.

Dos escenas de Putokrío














En general, me quedé bastante satisfecho con el resultado, y me ha encantado ver el tebeo entero impreso, sobre todo por descubrir el buen hacer de gente que no conocía y que espiaré, de lejos o de cerca, a partir de ahora. Echadle un vistazo a Putokrío si tenéis la oportunidad. Yo me lo leí del tirón, como hacía cuando era chaval.

No hay comentarios:

Publicar un comentario